mié. Jun 26th, 2019

Día mundial del Medio Ambiente

Buses, Av. Pérez Guerrero Ibarra, Foto: Acuario27

Buses, Av. Pérez Guerrero Ibarra, Foto: Acuario27

«Es hora de actuar con con­tun­den­cia. Mi men­sa­je a los gobier­nos es cla­ro: gra­var la con­ta­mi­na­ción, dejar de sub­ven­cio­nar los com­bus­ti­bles fósi­les y dejar de cons­truir nue­vas cen­tra­les de car­bón. Nece­si­ta­mos una eco­no­mía ver­de, no una eco­no­mía gris».

Antó­nio Gute­rres, Secre­ta­rio Gene­ral de la ONU

Antecedentes

El 5 de junio se cele­bra el Día Mun­dial del Medio Ambien­te. Fue esta­ble­ci­do por la Asam­blea Gene­ral de las Nacio­nes Uni­das en 1972 coin­ci­dien­do con la pri­me­ra cum­bre mun­dial sobre medio ambien­te

El “Día Mun­dial del Medio Ambien­te” fue esta­ble­ci­do por la Orga­ni­za­ción de las Nacio­nes Uni­das (ONU) en su reso­lu­ción del 15 de diciem­bre de 1972.1​ Se cele­bra des­de 1974 el 5 de junio de cada año, fecha con la que se dio ini­cio a la Con­fe­ren­cia de Esto­col­mo en 1972, cuyo tema cen­tral fue el Ambiente1​ y dos días des­pués del Día Mun­dial de la Bici­cle­ta.


La Asam­blea Gene­ral de la ONU tam­bién apro­bó la crea­ción del Pro­gra­ma de las Nacio­nes Uni­das para el Medio Ambien­te (PNUMA).​
El Día Mun­dial del Medio Ambien­te es un víncu­lo por medio del cual la Orga­ni­za­ción de Nacio­nes Uni­das (ONU) sen­si­bi­li­za a la pobla­ción mun­dial en rela­ción a temas ambien­ta­les, inten­si­fi­can­do la aten­ción y la acción polí­ti­ca.

​ Los obje­ti­vos prin­ci­pa­les son brin­dar un con­tex­to humano, moti­var a las per­so­nas para que se con­vier­tan en agen­tes acti­vos del desa­rro­llo sus­ten­ta­ble y equi­ta­ti­vo; pro­mo­ver el papel fun­da­men­tal de las comu­ni­da­des en el cam­bio de acti­tud hacia temas ambien­ta­les, y fomen­tar la coope­ra­ción para que el medio ambien­te sea sos­te­ni­ble, pues esta garan­ti­za­rá que todas las nacio­nes y per­so­nas dis­fru­ten de un futu­ro más prós­pe­ro y segu­ro.

Wiki­pe­dia

Acciones

Cada Día Mun­dial del Medio Ambien­te se cen­tra en un tema con que con­cien­ciar al públi­co sobre un asun­to ambien­tal par­ti­cu­lar­men­te apre­mian­te. El tema para 2019 gira en torno a la “Con­ta­mi­na­ción del aire”; una lla­ma­da a la acción con que ayu­dar a com­ba­tir un gra­ve pro­ble­ma que afec­ta a millo­nes de per­so­nas en todo el mun­do.

Con la elec­ción de este tema, Chi­na, el orga­ni­za­dor del Día Mun­dial del Medio Ambien­te de este año, nos invi­ta a con­si­de­rar los cam­bios que pode­mos hacer en nues­tro día a día para redu­cir la con­ta­mi­na­ción del aire que gene­ra­mos en nues­tra vida coti­dia­na. El obje­ti­vo es, ni más ni menos, que eli­mi­nar de for­ma pro­gre­si­va nues­tra con­tri­bu­ción indi­vi­dual al calen­ta­mien­to glo­bal y, de este modo, dete­ner sus per­ni­cio­sos efec­tos en nues­tra salud, y la del pla­ne­ta.

www.un.org
www.un.org

¿Qué causa la contaminación del aire?

Hogar: La prin­ci­pal fuen­te de con­ta­mi­na­ción en el ambien­te de las casas es la que­ma en inte­rio­res de com­bus­ti­bles fósi­les, made­ra y otros com­bus­ti­bles de bio­ma­sa para coci­nar, calen­tar y encen­der fue­gos. Alre­de­dor de 3.8 millo­nes de muer­tes pre­ma­tu­ras son cau­sa­das por la con­ta­mi­na­ción del aire inte­rior cada año, la gran mayo­ría en paí­ses en desa­rro­llo.

Indus­tria: En muchos paí­ses la pro­duc­ción de ener­gía es una fuen­te impor­tan­te de con­ta­mi­na­ción del aire. Las cen­tra­les eléc­tri­cas que que­man car­bón son un emi­sor impor­tan­te, mien­tras que los gene­ra­do­res die­sel supo­nen una preo­cu­pa­ción cre­cien­te en áreas des­co­nec­ta­das de la red eléc­tri­ca.

Buses. Av. Pérez Guerrero. Ibarra. Foto: Acuario27
Buses. Av. Pérez Gue­rre­ro. Iba­rra. Foto: Acuario27

Trans­por­te: El sec­tor del trans­por­te mun­dial repre­sen­ta casi un cuar­to de las emi­sio­nes de dió­xi­do de car­bono rela­cio­na­das con la ener­gía, una pro­por­ción que está aumen­tan­do. Las emi­sio­nes del trans­por­te se han rela­cio­na­do con casi 400,000 muer­tes pre­ma­tu­ras.

Agri­cul­tu­ra: Hay dos fuen­tes prin­ci­pa­les de con­ta­mi­na­ción del aire pro­ve­nien­te de la agri­cul­tu­ra: el gana­do, que pro­du­ce metano y amo­nía­co, y la que­ma de resi­duos agrí­co­las. Alre­de­dor del 24% de todos los gases de efec­to inver­na­de­ro emi­ti­dos en todo el mun­do pro­vie­nen de la agri­cul­tu­ra, la sil­vi­cul­tu­ra y otros usos del sue­lo.

Resi­duos: La que­ma de resi­duos a cie­lo abier­to y los desechos orgá­ni­cos en los ver­te­de­ros libe­ran a la atmós­fe­ra dio­xi­nas noci­vas, fura­nos, metano y car­bono negro. A nivel mun­dial, se esti­ma que 40% de los resi­duos se que­ma al aire libre, un pro­ble­ma que resul­ta más gra­ve en las regio­nes que se están urba­ni­zan­do y en los paí­ses en desa­rro­llo.

Otras fuen­tes: No toda la con­ta­mi­na­ción del aire pro­vie­ne de la acti­vi­dad huma­na. Las erup­cio­nes vol­cá­ni­cas, las tor­men­tas de pol­vo y otros pro­ce­sos natu­ra­les tam­bién cau­san pro­ble­mas

www.un.org

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

error: Contenido protegido!!